viernes, 3 de agosto de 2012

Un paseo por la ciudad de los sueños

 Para Antonio Lobato, mi amigo desde siempre

La plaza de San Antonio ha recibido nuestra llegada esta mañana y allí hemos recalado para buscar libros y patear librerías. Primero, en Quorum, en la calle Ancha, he encontrado una edición preciosa, de la editorial Alba, de mi libro favorito "Orgullo y prejucio". ¿Otra vez este libro? me han preguntado. También allí he hallado una edición de bolsillo pero bien hecha y con letra aceptable de los relatos completos de Virginia Wolf y otro libro curioso, el que PDJames ha hecho como continuación supuesta de "Orgullo y prejuicio" y que habla de asesinatos en Pemberley (que no, Manderley).
En la librería de la plaza Mina "Manuel de Falla" he comprado una edición muy bien hecha, bonita y cuidada, de las Memorias de José Moreno Villa y ya he empezado a leerlo, entrando de cabeza en el mundo de la Edad de Plata, esa época que me fascina.
Platón nos ha salido al paso, porque el chaval de la casa lo lee ahora como un descubrimiento, y así han caído tres diálogos.
Cargados de bolsas con libros, quién dice que no pesan, nos encaminamos a la plaza de Las Flores y a la plaza de abastos, llena de gente, con sus puestos alineados llenos de productos que merecen el título de majestuosos, pescaito, verduras, embutidos de Chiclana...maravillosa plaza de Cádiz. Puestos de flores rebosando, gente, gente...Las calles que hemos recorrido a la vuelta, en cambio, están casi desiertas, porque no son las que el turista busca sino las que conocemos los nativos. En San Antonio, recogido el coche, se ha abierto el horizonte hacia el mar y hemos dejado a un lado el Parque Genovés, la antigua Escuela de Magisterio, el Balneario de la Palma, La Caleta...Inenarrable.


(Paisaje urbano de Moreno Villa)