miércoles, 30 de noviembre de 2011

La casa del espíritu dorado

La editorial Siruela (Nuevos tiempos), en su colección Policíaca, tiene muchos e interesantes títulos, de algunos de los cuales hemos hablado en este blog. Por ejemplo, este que tengo en mis manos: La casa del espíritu dorado escrito por Diane Wei Liang, subtitulado como El tercer caso de la detective Mei Wang y traducido al castellano por Lola Díez.

Dice así la contraportada del libro: "A sus 33 años, soltera y económicamente independiente, la detective Mei Wang se mueve en un Pekín donde la desigualdad entre pobres y ricos aumenta cada día y donde todos rivalizan por el poder o el dinero. Un Pelín post olímpico, ajetreado, ruidoso, muy rico y corrupto en el que Mei conoce por casualidad a un joven abogado que le encarga la investigación de un caso para una empresa que fabrica píldoras capaces de curar los corazones rotos: los dueños han contratado sus servicios para que se investigue qué está pasando con su dinero...Mientras, un inspector procedente de un departamento del gobierno se presenta en su despacho con la orden de cerrarle la agencia de detectives"

La autora, nacida en Pekín en 1966, forma parte de esa pléyade de mujeres que han escrito su destino de forma diferente a cómo venía marcado por su origen. Pasó su infancia con sus padres en un campo de trabajo en una remota región de China. Pero luego estuvo en la universidad, coincidiendo con esos momentos de fervor democrático y de lucha por el cambio que dieron lugar a los acontecimientos de la plaza de Tian`anmen. Se doctoró en Administración de Empresas en una universidad de EEUU e impartió clases de esa especialidad, tnato en EEUU como en el Reino Unido. Su serie de novelas policíacas teniendo como figura central a la detective Mei Wang ha obtenido un gran éxito. La editorial Siruela ha publicado, además de la que os presento, otras dos: El ojo de jade y Mariposas para los muertos.


lunes, 28 de noviembre de 2011

Poemas de Lorca (I)

TRES RETRATOS CON SOMBRA

DEBUSSY

Mi sombra va silenciosa
por el agua de la acecia.
Por mi sombra están las ranas
privadas de las estrellas.
La sombra manda a mi cuerpo
reflejos de cosas quietas.
Mi sombra va como inmenso
cínife color violeta.
Cien grillos quieren dorar
la luz de la cañavera.
Una luz nace en mi pecho,
reflejado, de la acequia.


Federico García Lorca

sábado, 26 de noviembre de 2011

Querida Jane...

...Austen...
En su último número, el suplemento cultural Babelia, que tenemos enlazado en este blog, dedica un artículo a los doscientos años de la publicación de Sentido y sensibilidad, uno de los libros más apreciados de Jane Austen. En realidad, todos los libros que escribió son leídos y reconocidos por miles de lectores que se identifiquen con su literatura, con su calidad literaria, en primer lugar; con sus personajes y ambientes; con el mundo que rodea sus argumentos; con todos sus libros, en suma. Yo soy una de esas lectoras.

El primer libro que leí de Jane Austen fue Orgullo y prejuicio. Lo confieso. Sigue siendo mi favorito y es también uno de los libros que he leído más veces en mi vida. ¿Doscientas veces? No lo sé, no llevo la cuenta, pero muchas, muchas veces. En ediciones diferentes y con traductores distintos. También he visto la película pero no me gustó, nada que ver con el universo Austen ese trajín alocado de personajes que viven en casitas de cartón piedra. Mucho más acertada y lograda es la versión de la BBC en tres capítulos, con la interpretación del mejor Darcy que una pueda imaginarse: Colin Firth.

Después llegó a mis manos Enma. Es una obra menos conocida pero rebosante de cualidades, tan entretenida y llena de matices que no puede una por menos de desear que no se termine nunca. Luego comencé a buscar por todas partes las obras de la autora, como me suele ocurrir cuando alguien me llena por completo (de niña, con Agatha Christie; de adolescente, con D. H. Lawrence; recientemente con Irène Nèmirovsky...). Encontré Mansfield Park, La abadía de Northanger, Sentido y sensibilidad, Persuasión, Lady Susan... Sabemos que la primera novela que publicó y por la que cobró 140 libras fue Sentido y sensibilidad. Tanto Persuasión como La abadía de Northanger son obras póstumas, publicadas en 1818.

Como suele ocurrir cuando uno ha leído y releído un libro o varios libros de un autor, sus frases, sus ideas, sus personajes, las tienes en la cabeza y forman parte de tu vida. Eso me ocurre con Jane Austen. Me parece alguien tan cercano, alguien de la familia, alguien a quien conozco desde siempre. Y, no solamente ella, o quizá, más que ella, sus personajes: Elizabeth Bennet, sus hermanas, sus padres, el señor Darcy o Bingley, o sus insoportables hermanas. También Emma y su enamorado o las hermanas Daswood... En fin, Jane Austen, eterna.

jueves, 24 de noviembre de 2011

Clásicos juveniles: Julio Verne adivina el futuro

Julio Verne, de quien comenzamos enlazando una Webquest realizada con motivo del primer centenario de su muerte, celebrado en 2005, es uno de los escritores más prolíficos, originales e interesantes de la historia de la Literatura universal. Incluso quiénes no hayan leído sus libros tienen referencias sobre su obra, sobre sus novelas, algunas de las cuales se anticiparon al desarrollo de la vida sobre el planeta. Los libros de Julio Verne (Nantes, 1828-Amiens, 1905) son considerados como literatura juvenil de primera magnitud y muchos de ellos se usan en las aulas para incentivar la lectura y para que los alumnos se adentren en el tesoro de la palabra escrita.

Sus comienzos como escritor fueron difíciles. La primera obra que le supuso reconocimiento y fama fue Cinco semanas en globo publicada en 1862. Sus siguientes obras en esta línea fueron Viaje al centro de la Tierra, De la Tierra a la Luna y La vuelta al mundo en ochenta días, una de las más apreciadas y que, como muchas otras de sus novelas, ha sido llevada al cine con gran éxito y en diferentes versiones. En Veinte mil leguas de viaje submarino crea la imperecedera figura del capitán Nemo. Además, escribió otras obras suyas fueron Las aventuras del capitán Hatteras (1866), Los hijos del capitán Grant (trilogía, 1868-1870), En torno a la luna (1870), La isla misteriosa (1874), Miguel Strogoff (1876), Un capitán de quince años (1878), Las tribulaciones de un chino en China (1879), El faro del fin del mundo (1881) y Los viajes del capitán Cook (1896), entre muchas otras novelas que superan el medio centenar de títulos.

Su persona y su obra han despertado gran interés. Existe una legión de adictos a sus libros y a investigar sus motivaciones, sus apuestas científicas y sus viajes. Los aficionados a la ciencia ficción lo tienen como un precursor, tanto de temáticas, como de películas, libros o series de televisión. Probablemente es el escritor que tiene un mayor número de obras adaptadas al cine, lo que hace que sea también muy apreciado por los cinéfilos. Los efectos especiales le deben mucho a estas adaptaciones.

En todo caso, la lectura de estas obras por parte de nuestros alumnos es absolutamente recomendable. He leído muchos de estos libros y en todos ellos encuentras entretenimiento, enseñanzas, datos y noticias que Verne aporta de sus muchos viajes, aventuras, personajes de todo tipo, intriga y otros ingredientes básicos para que la lectura te aporte felicidad y te lleve a mundos que nuestra imaginación es capaz de recorrer. ¿Leemos con nuestros alumnos libros de Verne o lo tenemos olvidado en el baúl de los recuerdos?

martes, 22 de noviembre de 2011

Las horas de la señora Dalloway

Sobre "La señora Dalloway" de Alianza Editorial, escrito por Virginia Woolf. Traducción de José Luis López Muñoz.


Un día en la vida de una mujer de la clase alta londinense que vive en plenitud cada momento y que experimenta sentimientos, pensamientos y emociones en los que se mezclan pasado y presente y en los que la naturaleza y el entorno tienen un papel esencial. La película "Las horas" protagonizada por Meryl Streep, Julianne Moore y Nicole Kidman, se basa en esta novela. Su autora, Virginia Woolf (1882-1941), fue una destacada figura del llamado "grupo de Bloomsbury". Suyos son algunos libros que la han situado a la vanguardia de las letras inglesas del siglo XX.
Además de este libro os recomiendo la lectura de su ensayo "Una habitación propia", prácticamente un manifiesto por la independencia intelectual de la mujer.
La portada de "La señora Dalloway" es un precioso cuadro de Joaquín Sorolla, que representa una mujer leyendo en el jardín. Aquí la lectura puede representar un paso hacia esa independencia, a tener criterio propio. Una persona que lee puede llegar a pensar por sí misma.
La mujer del cuadro de Sorolla no tiene rostro, puede ser cualquier mujer. Está sentada en una mecedora y tiene un libro en las manos. Un libro que no se identifica y que puede ser cualquier libro. El jardín que rodea a la mujer está únicamente insinuado y las flores, a base de manchas blancas, rosadas y rojas, denotan la factura impresionista que caracteriza una parte de la producción de este extraordinario pintor.



lunes, 21 de noviembre de 2011

Clásicos juveniles: Pinocho

Tengo una edición de Pinocho que compré en una Feria del Libro antiguo. Es una edición que lleva los dibujos originales. Este es un libro bastante inquietante. Se han hecho tantas películas y dibujos animados sobre él que perdemos un poco la perspectiva de lo que el libro significó y lo que quería expresar. A mí, ya os digo, me parece inquietante toda la historia y, como en tantos otros casos, no tengo claro que sea literatura para niños. Tampoco lo pensaba así el autor que en la primera versión del libro lo finalizaba con el ahorcamiento por su mala conducta de Pinocho.

Pinocho (Pinocchio en italiano) se publicó por entregas entre 1882 y 1883 en un periódico italiano. Su imagen original dista mucho de la que tenemos en la retina y que crearon las películas de Disney.


Las entregas se publicaron bajo los títulos de "Historia de un títere" y "Las aventuras de Pinocchio". Su autor fue Carlo Collodi. La idea de la historia resulta extremadamente curiosa: un trozo de madera se queja al ser usado por un carpintero y, de esta forma, ésta tallará un niño y lo regalará al carpintero Gepetto, que siempre ha querido ser padre. Desde este momento las aventuras de Pinocho lo llevarán a conocer a personajes que han quedado en la historia de la imaginación popular, como, por ejemplo, Pepito Grillo, la conciencia.

El libro ha tenido tanto éxito, con ese final feliz que el autor le añade, en el que el muñeco de madera se convierte en un niño de verdad, que ha sido llevado al cine en más de veinte ocasiones, además de al teatro y a la música. En 1940 la película de Disney incorporó a Pinocho al poblado universo de los personajes infantiles. Desde entonces, aludir a que la nariz crece cuando se dicen mentiras, es un lugar común en todo el mundo.

Carlo Collodi (1826-1890) fue periodista y escritor. No tuvo ocasión de llegar a disfrutar del enorme éxito de su obra y de la inmortalidad del personaje creado por él, que puede uno comprar cuando va a Italia, sobre todo a la Toscana, en mil y un formatos. La vida de Collodi fue muy irregular por lo que resulta muy interesante que su legado sea este libro, mezcla de literatura juvenil y de novela picaresca a la italiana.




domingo, 20 de noviembre de 2011

Delicado jardín

Sobre "Rosa candida" de Audur Ava Olafsdóttir, publicada por Alfaguara en 2011. Traducción de Enrique Bernárdez.

La literatura nórdica lleva algún tiempo en todos los escaparates. Dentro de ella sobresalen las novelas dedicadas al crimen, a la investigación policíaca. Hay un gran número de autores de los países del norte de Europa que ya nos suenan. En este caso, se trata de una autora finlandesa, pero no hablamos de novela negra, sino de una obra sutil, basada en las relaciones humanas y en los sentimientos. "El joven Arnljótur decide abandonar su casa, a su hermano gemelo autista, a su padre octogenario y los paisajes crepusculares de montañas de lava cubiertas de líquen. Su madre acaba de tener un accidente y, al borde de la muerte, aún reúne fuerzas para llamarle y darle unos últimos consejos. Un fuerte lazo les une: el invernadero donde ella cultivaba una extraña variedad de rosa: la Rosa candida, de ocho pétalos y sin espinas"

El libro ha tenido una excelente crítica y ha ganado muchos premios desde el año 2008 en que se publicó por primera vez. El último premio, logrado en 2011, ha sido el Premio de los Libreros de Quebéc a la mejor novela extranjera.

viernes, 18 de noviembre de 2011

Nada que contar

La editorial Alba tiene una gran cantidad de libros clásicos escritos por mujeres. Entre ellos, os citaré algunos:
La casa de la alegría de Edith Wharton
Memorias de una princesa de Zanzíbar de Emily Ruete
El amor de las abejas obreras de Aleksandra Kollontai
Lucy Gayheart de Willa Cather
Vida y muerte de Harriett Frean de May Sinclair

Un gran número de títulos publicados por la editorial Alba son de la escritora Elizabeth Gaskell, de quien quería hablaros hoy:
Hijas y esposas
La prima Phillis
La vida de Charlotte Bronte
La casa del páramo
Cranford
Cuentos góticos

Hija y esposa de pastores de la Iglesia Unitaria inglesa, Elizabeth Gaskell (Londres, 1810-Alton, 1865), es uno más de los casos de mujeres de vida retirada y plácida que, no teniendo aparentemente nada que contar forman parte de la historia de la Literatura, con una obra sólida y resistente al paso del tiempo, quizá porque, al margen del contexto, sus historias y personas son intemporales. De ellas se han realizado versiones en forma de películas y de series de televisión de gran éxito. Algunos de estos libros, como era usual en el siglo XIX, se publicaron por entregas en las ediciones y suplementos dominicales de los periódicos. Este fue el caso de "La prima Phillis", publicado entre noviembre de 1863 y febrero de 1864 en el "Cornhill Magazine". Podéis encontrar este libro en la biblioteca. Os recomiendo vivamente su lectura. Resultan maravillosos los ambientes que recrea, el estudio de la psicología de los personas y la descripción de situaciones y de sentimientos. Ningún libro de Gaskell te deja indiferente. En el caso de "La prima Phillis" se trata de un obra de pequeño tamaño que puedes leer tranquilamente una de estas frías y lluviosas tardes de domingo del otoño.

 

jueves, 17 de noviembre de 2011

Francisca Aguirre, Premio Nacional de Poesía

Francisca Aguirre, de formación autodidacta, ha ganado numerosos premios literarios entre los que se encuentra el premio de poesía Leopoldo Panero por su libro 'Ítaca', obtenido en los 70; el Premio Galiana, ganado en 1994, por su libro de relatos 'Que planche Rosa Luxemburgo', el Premio María Isabel Fernández Simal por 'Pavana del desasosiego', que consiguió en 1998 o su libro 'Nanas para dormir desperdicios' que obtuvo el Premio Ciudad de Valencia.

Nacida en Alicante, en 1930, Francisca Aguirre ha obtenido el Premio Nacional de Poesía por el libro Historia de una anatomía, editado por Hiperión, y con el que el año pasado ganó también el premio Miguel Hernández.

El jurado ha estado presidido por el director general del Libro, Rogelio Blanco, y han formado también parte de él Soledad Puértolas designada por la RAE; Manuel Rivas Barrós, por la Real Academia Gallega; Jon Kortazar Uriarte, por la Real Academia de la Lengua Vasca; Vinyet Panyella Balcells, por el Instituto de Estudios Catalanes; Asunción Escribano Hernández, por la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE); Paula Izquierdo González de Mendoza, por la Asociación Colegial de Escritores (ACE); Ángel Luis Prieto de Paula, por la Asociación Española de Críticos Literarios; Teresa Martín Peces, por la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE); Sandra Santana Pérez, por la Ministra de Cultura.

Paca Aguirre es la esposa del poeta y flamencólogo Félix Grande, con el que he tenido ocasión de estar en varias ocasiones con motivo de conferencias y actos flamencos.

miércoles, 16 de noviembre de 2011

Clásicos juveniles: Las tiras de Mafalda

Durante muchos años, mis hermanas y yo compramos y leímos las tiras de Mafalda, que, presentadas en pequeños libros de formato rectangular, nos hacían pensar al tiempo que reír con su punto de vista especial y crítico acerca del mundo y de sus gentes. 
Mafalda, sus padres, su hermano pequeño (Guille), sus amigos (Susanita, Felipe, Manolito), su maestra...Todos ellos aparecían reflejados en los dibujos y los textos que su autor, Quino, fue publicando a lo largo del tiempo. Mafalda y sus amigos hablaban de política, de ideas, del mundo, de relaciones humanas, de conflictos personales y familiares, de todo aquello que preocupa al ser humano. A Mafalda no le gusta la sopa, le aburren ciertas cosas que, se supone, debe hacer y le atrae, sobre todo, hablar, discutir, polemizar, opinar... Como ocurre con mucha literatura, supuestamente juvenil o infantil, las tiras de Mafalda pueden leerse desde muchos prismas, desde muchos puntos de vista. Hace unos años se recopilaron esas tiras en un libro "Todo Mafalda" que recomiendo desde aquí a los profesores y a los alumnos.



lunes, 14 de noviembre de 2011

Sin olvido

Sobre "Ana Frank. La creación de una obra maestra" de Francine Proso. Ediciones Duomo, 2011. Título original: "Anne Frank: the book, the life, the afterlife". Traducción de Antonio-Prometeo Moya.

Francine Proso es una escritora estadounidense absolutamente interesante. Como ella misma cuenta, a los 13 años leyó el Diario de Ana Frank, de la misma forma que lo hacen tantísimos adolescentes. Siempre ha sido considerada una lectura propia para estudiantes y así se usa como libro de lectura en todo el mundo. En el Diario se ha destacado siempre su valor testimonial, aunque no muestra los horrores del Holocausto de forma directa, sino en forma de amenaza latente. Su éxito mundial se ha atribuido al terrible contraste entre la cotidianeidad que traza y el trágico destino de su autora y de todos, excepto uno,  los habitantes de la "casa de atrás".
Pero Francine Prose considera, además, que el Diario es, también, una obra literaria escrita por alguien con vocación y cualidades de escritora, y con voluntad de que fuera leído y conocido. En el libro que comentamos Prose disecciona, tanto el contenido del Diario, en sus tres versiones, como el contexto en el que se escribió (y, por tanto, el motivo y el detalle de la vida en la "casa de atrás"), así como los momentos últimos de la vida de Ana y el resto de los escondidos. Hay, asimismo, un capítulo dedicado a la vigencia del Diario y al interés que siempre ha generado entre jóvenes y docentes.
El libro de Francine Prose está escrito de forma tan ágil que parece una novela. Es mejor haber leído antes el Diario de Ana, pero, si no se ha leído, he aquí una excelente ocasión para no perdérselo. Siempre recomiendo que sea uno de los libros que los adolescentes y jóvenes lleven consigo en su formación como personas y como lectores. Todas las actividades que puedan enhebrarse en torno a él tienen sentido educativo. Las vivencias que expresa en sus escritos Ana Frank y los acontecimientos que condujeron al encierro y posterior deportación de Ana y sus siete compañeros, tienen que seguir sirviendo de enseñanza para todos ante los horrores del nazismo.
Ahora, el punto de vista de Francine Prose nos abre paso a una escritora, preocupada por su prosa y por su estilo, que reescribió las páginas de ese diario durante su encierro, con esa tensión interior que genera el hecho de escribir y la necesidad de expresarse con palabras. Una escritora a quien arrebataron la vida, pero no la memoria perdurable de su única obra.

domingo, 13 de noviembre de 2011

Jubilarse a los noventa

Francisco Ibáñez (Barcelona, 1936) acaba de sacar a la luz su álbum número 146 de la serie, dedicada a Mortadelo y Filemón, "Magos del Humor". Como no podía ser menos, Ibáñez sigue atento a la actualidad y se despacha con este título tan premonitorio "Jubilación a los noventa". En la historia, Mortadelo y Filemón tienen que encontrar a una serie de personajes a los que el profesor Bacterio ha inoculado un virus, de su invención, para lograr que se mantengan jóvenes a toda costa y así retrasar la dichosa jubilación. Entre bromas y risas, Ibáñez desliza su crítica a unos y a otros. Memorable la introducción de la historia, en la que relata, con ejemplos, cómo eso de la jubilación es un invento moderno. Con esta historia, Mortadelo y Filemón que comenzaron sus andanzas en 1958, continúan impertérritos deleitando a chicos y no tan chicos.
La lectura de estos libros, además de hacernos disfrutar, acerca a los niños y jóvenes a la actualidad y para ello basta ver la serie de titulos que forman esta colección de la que hablamos. El especial vocabulario de Ibáñez y sus personajes inolvidables son un seguro contra el aburrimiento y una forma entretenida de que los niños pasen a mayores, en lo que a libros se refiere.

jueves, 10 de noviembre de 2011

Daisuke

Daisuke es un joven algo atolondrado que, a pesar de tener estudios, riqueza y una buena familia, descubre a los treinta años que la vida no merece la pena y, por tanto, se hunde en la desidia. Dado que le es imposible alcanzar ningún tipo de paz mental, incapaz de solucionar el conflicto que se crea en su interior entre la tradición de su país y las nuevas costumbres occidentales, Daisuke opta por entregarse a la pereza. Para él, tal actitud constituye la única rebelión posible y, además, una manera más o menos fiable de mantener la lucidez. No obstante, esa refinada indolencia suya se verá trastocada cuando, sin esperarlo, se enamora locamente de la mujer de su mejor amigo. Por primera vez, Daisuke tendrá que elegir su propio destino.

"Daisuke" acaba de ser publicada por la Editorial Impedimenta. Su autor es el japonés Natsume Soseki. El libro ha sido traducido por Yoko Ogihara y Fernando Cordobés. Ya sabéis lo bonitos que son los libros que publica Impedimenta, con una doble portada que guarda en su interior delicadas ilustraciones. Es el segundo libro de este autor que publica la editorial, pues el primero fue "Soy un gato", que también está en nuestra biblioteca, al igual que éste, que acaba de llegar. La vida de Soseki es apasionante y merece la pena acercarse a ella.

 

miércoles, 9 de noviembre de 2011

La trampa de miel

Unos días antes del comienzo de las vacaciones de verano desaparece Patrik, un niño de 7 años que volvia del colegio a casa. Hace calor, todo está tranquilo. La furgoneta de los helados ha hecho su ronda habitual, la anciana que vive recluida al final de la calle espía por la ventana, dos niñas saltan sobre una cama elástica en el jardín vecino. Una semana después, una inmigrante ilegal muere atropellada. Era la novia del conductor de la furgoneta de los helados, y trabajaba en el barrio residencial donde desapareció Patrik. El inspector de policía Cato Isaksen tendrá que enfrentarse a numerosos retos; no sólo a las terribles conexiones que descubrirá entre ambos casos, sino también a su peculiar nueva compañera, la joven y tozuda Marian, que en ocasiones parece tener una desconcertante empatía con la mente criminal...


La editorial Siruela tiene una estupenda colección de novela policíaca, organizada en series. En el caso que nos ocupa se trata de la primera novela de la serie de la agente Marian Dahle y su autora es Unni Lindell, nacida en Oslo en 1957, periodista y escritora de éxito, una de las más reconocidas de Noruega. Lindell sigue la estela de la numerosísima lista de escritoras femeninas de novela negra, policíaca o de intriga, aunque su marca de fábrica está en el profundo estudio de la psicología de los personas y la ventana abierta a la vida privada de los investigadores.

Este libro, en una preciosa edición como todos los que edita Siruela, acaba de salir a la luz y viene precedido de críticas muy positivas de los periódicos especializados noruegos. Ya puedes encontrarlo en nuestra biblioteca y leerlo.



martes, 8 de noviembre de 2011

Búscalos...

A nuestra biblioteca han llegado dos libros de plena actualidad:

El primero de ellos se llama "Los asesinos del emperador" y su autor es Santiago Posteguillo. Lo publica la editorial Planeta. El libro trata de Trajano "el primer emperador hispano de la Historia" según reza la propia portada.

18 de septiembre del año 96 d. C. Un plan perfecto. Un día diseñado para escribir la Historia, pero cuando todo sale mal la Historia ya no se escribe..., se improvisa: una guerra civil, las fieras del Coliseo, la guardia pretoriana, traiciones, envenenamientos, delatores y poetas, combates en la arena, ejecuciones sumarísimas, el último discípulo de Cristo, el ascenso y la caída de una dinastía imperial, locura y esperanza, la erupción del Vesubio, un puñado de gladiadores, la amistad inquebrantable, Marco Ulpio Trajano, el mito de las amazonas, una gladiadora, nueve emperadores, treinta y cinco años de la historia de Roma.

El segundo libro ha obtenido el XLIII Premio de Novela Ateneo de Sevilla en su última edición y lo edita Algaida. Se trata de "El espejo negro" de Alfonso Domingo.

Jerónimo Díaz, un joven pintor anarquista exiliado al final de la guerra civil, recibe el encargo de copiar un enigmático cuadro de El Bosco, "Jonás y la ballena", una obra que aparece y reaparece misteriosamente a lo largo de la historia y que el rey Felipe II tratará de adquirir en el siglo XVI. Su trabajo se verá interrumpido por la invasión alemana y Jerónimo acabará como miles de compatriotas en un campo de concentración nazi. Más de sesenta años después, Javier Carreño, un especialista en la obra de El Bosco, es designado comisario de una magna exposición que se celebrará en el Museo del Prado. Pero cuando conoce a Jerónimo Díaz, lo que en un principio era un trabajo metódico y burocrático se convierte en la gran aventura de su vida: una aventura de final impredecible.

domingo, 6 de noviembre de 2011

Clásicos juveniles: Guillermo Brown


Comenzamos aquí una serie de entradas dedicadas a mostrar las lecturas que constituyen los Clásicos de la literatura juvenil. Por supuesto, se trata de una selección personal de quien esto escribe, fruto de mis propias vivencias y de lo que he conocido en mi entorno personal y profesional. Por ello, en dicha selección pueden faltar libros que, algunas personas, también consideren Clásicos. Esto puede subsanarse por medio de los comentarios que se hagan a las entradas del blog que formarán esta serie.

El orden de presentación de esos Clásicos es totalmente aleatorio y no tienen ninguna intención de clasificación. El primero que os traigo es "Guillermo Brown", conjunto de libros escrito por Richmal Crompton. Veamos algunos aspectos referidos a esta colección y a sus personajes. De momento, su autora era una maestra de escuela que empezó en 1922 a escribir estos libros con la intención de que se dirigieran a los adultos. Sin embargo, su gran éxito entre niños y jóvenes determinó el destino de la colección, de la que llegó a publicar, entre esa fecha y 1970, un total de 37 títulos. Crompton vivió entre 1890 y 1969, recogiendo en los avatares de Guillermo todos los cambios producidos en estos largos años.

Guillermo Brown forma parte, en los libros, de la banda "Los proscritos", por supuesto sin nada que ver con una banda verdadera sino dentro de los juegos de los niños en su propio mundo. Douglas, Enrique y Pelirrojo, son los otros tres miembros del grupo que completan las aventuras. Douglas y Enrique son espíritus más inocentes, pero Guillermo (prototipo del niño travieso) y Pelirrojo, son mucho más escépticos y malpensantes. He leído algunos libros de Guillermo (en España los publicó todos la Editorial Molino) y puedo deciros que todavía tienen enorme vigencia. Pueden leerse sin que resulten cursis o anticuados, sobre todo los primeros, mucho más frescos y llenos de gracia. En el que se titula "Los apuros de Guillermo", la acción comienza cuando el grupo de amigos va a ver unas excavaciones romanas que están realizando en su pueblo. Guillermo considera a los romanos un pueblo raro y cargado de ínfulas, que tenía las curiosas costumbres de enterrar cacharros (las vasijas que van apareciendo rotas en la excavación) y ocultar dinero que no sirve para nada.

Podéis encontrar ahora los libros de Guillermo en unas nuevas ediciones, que conservan las portadas originales, a cargo de RBA. Son absolutamente recomendables para nuestros hijos y alumnos. También para nosotros.




sábado, 5 de noviembre de 2011

El hoy es el mañana del ayer

Para Paula G. R.

El universo de las palabras es el sitio donde las personas se encuentran. Desde hace algún tiempo estamos empeñados en que el estudio de la Lengua, de todas las Lenguas, se base en la comunicación, en ese acto por el cual dos personas se entienden a través de la palabra oral o escrita. Durante demasiados años una enseñanza excesivamente centrada en los aspectos científicos de las Lenguas, sobre todo de la propia, ha generado sin quererlo un alejamiento del verdadero sentido de este aprendizaje: ser capaz de utilizar de forma correcta, adecuada y respetando los códigos lingüísticos existentes las diversas Lenguas. Parecía existir una clara diferenciación entre el aprendizaje de las Lenguas modernas, orientadas a ser habladas y la Lengua Castellana, cuyo modelo pedagógico daba por hecho que el alumno sabía expresarse oralmente y por escrito, que tenía un vocabulario suficientemente rico o que dominaba los resortes de la comprensión. Sin embargo, el paso del tiempo y el convencimiento claro de que la Lengua es el instrumento básico y primordial no solamente para todo aprendizaje de cualquier disciplina sino para la comprensión del mundo en general, nos ha hecho ver que hay un camino muy largo que recorrer hasta que la enseñanza del castellano se realice desde unos supuestos más cercanos al verdadero sentido del lenguaje: su valor como forma de comunicación entre los individuos y como configuración del mundo que nos rodea. Si un niño o una niña nos dice que "el hoy es el mañana del ayer" quizá es porque, intentando entender el valor del lenguaje, ha tropezado con una fuente inagotable de saberes y reflexiones que va a acompañar siempre el camino de su formación.