jueves, 22 de abril de 2010

Proyecto Almanaque: No te olvides de Ana


Diario
Ana Frank

Fragmento



Viernes, 9 de octubre de 1942

Querida Kitty
[1]:

Hoy sólo tengo noticias deprimentes que darte. Muchos de nuestros amigos judíos han sido embarcados por docenas por la Gestapo
[2], que no se anda con contemplaciones. Han sido llevados en furgones de ganado a Westerbork, al gran campo para judíos en Drente. Westerbork debe ser una pesadilla: cientos y cientos están obligados a lavarse en un solo cuarto y faltan los sanitarios. Duermen los unos encima de los otros, amontonados en cualquier rincón. Hombres, mujeres y niños, todos juntos. De lo que sucede, no hablemos: muchas mujeres y hasta muchachas están encintas[3].
Imposible huir. La mayoría está marcada por el cráneo afeitado y otros, además, por su tipo de judío
[4].
Si esto sucede ya en Holanda, ¿qué no será en las regiones lejanas y bárbaras de las que Westerbork no es más que el vestíbulo? Estamos seguros de que esas pobres gentes serán masacradas. La radio inglesa habla de cámaras de gas. Después de todo, quizá sea la manera más rápida de morir. Eso me tiene enferma. Miep
[5] cuenta todos estos horrores tan vivamente que ella misma se impresiona. Un ejemplo reciente: Miep encontró ante su puerta a una vieja judía paralítica que aguardaba a la Gestapo, mientras traían un auto para transportarla. La pobre vieja estaba muerta de miedo bajo los bombardeos ingleses y temblaba viendo los haces luminosos cruzar el cielo como saetas. Miep no tuvo el valor de acogerla en su propia casa; nadie lo habría hecho. Los alemanes son inmisericordes.
Elli también tiene por qué sufrir. Su novio tiene que partir para Alemania. Ella teme que los aviadores que vuelan sobre nuestras casas dejen caer su cargamento de bombas sobre la cabeza de Dirk…Claro que Dirk no es el único obligado a partir; todos los días parten trenes atestados de jóvenes de ambos sexos con destino al trabajo forzado en Alemania. Cuando por alguna razón se detienen en el trayecto en algún cruce, algunos tratan de escapar, pero son pocos los que lo logran.
Aún no he terminado con estas tristes noticias. ¿Has oído hablar alguna vez de rehenes? Es el último invento para castigar a los saboteadores. La cosa más atroz que pueda imaginarse. Ciudadanos inocentes y dignos de todo respeto son arrestados, aguardando en la cárcel su condena. Si el saboteador no aparece, sin ningún preámbulo la Gestapo fusila a cinco rehenes. En los diarios aparecen a menudo los avisos de defunción de estos hombres, ¡bajo el título de “accidente fatal”! ¡Hermoso pueblo, los alemanes! ¡Y decir que yo pertenecía a él! Pero no, desde hace mucho que Hitler nos hizo apátridas Por lo demás, los alemanes y los judíos son enemigos acérrimos.

Cuestiones a tratar sobre el texto:

El “Diario” de Ana Frank es uno de los libros que más han contribuido al conocimiento del Holocausto. Mucho más que cualquier texto histórico, este sencillo libro, el “Diario” que una niña judía escribe en su escondite de Amsterdam, ha levantado las conciencias y hecho ver la gran desgracia que fue para la Humanidad todo lo que el nazismo significó: odio, muerte, destrucción, intolerancia, limpieza étnica, xenofobia, racismo…
Si Ana Frank no hubiera escrito ese “Diario” quizá sería más difícil de entender la vivencia de quienes, sin saber por qué, por motivos de raza, religión, ideología, se vieron obligados a interrumpir su existencia y a intentar únicamente sobrevivir.
Como sabemos, Ana Frank no lo logró y aunque su “Diario” nos ha ayudado a entender mejor el Holocausto, su propia existencia fue muy efímera y murió antes de cumplir los dieciséis años, sin llegar a conocer la libertad.

Qué podemos hacer con el texto:

Ya que el día 30 de enero de cada año se celebra el Día Escolar de la No Violencia y la PAZ, nada más apropiado para conmemorar ese día, que trabajar con anterioridad, durante el mes de Enero, sobre este texto que nos ilustra acerca del sin sentido de la violencia sistemática de un Estado contra los indefensos ciudadanos.

1. Lectura atenta del texto por los alumnos en voz baja
2. Lectura en voz alta, por varios alumnos, con explicaciones acerca de aquello que sea de interés por parte del profesor
3. Comentario de todo el grupo sobre el texto. Su significado, su importancia, qué cosas podemos aprender de la vida de Ana Frank a través de él
4. Recomendación a los alumnos para que lean el libro entero. Existen diversas ediciones. El fragmento se ha sacado de una edición mexicana. También hay una película.

Información complementaria:

Museo Casa de Ana Frank

El Museo Ana Frank tuvo su origen en los horrores de la Segunda Guerra y en los escritos de una niña en su diario personal

El Museo Ana Frank se encuentra en Prinsengracht 263, próximo a la Westerkerk, y si no fuera por la tristísima historia que lo dio a conocer el edificio pasaría totalmente inadvertido, opacado por otras construcciones más atractivas.Cuando los alemanes ocuparon la ciudad en 1940, un comerciante judío llamado Otto Frank trasladó su empresa Opekta, dedicada al comercio de especias, de Singel 400 al edificio de Prinsengracht. Como muchas de las casas de Amsterdam, la nueva sede de Opekta contaba también con dependencias en el fondo, a las que llamaban "la casa de atrás" (achterhuis). Cuando las deportaciones de judíos se fueron haciendo más frecuentes, Otto Frank comenzó a acondicionar esta casa de atrás a modo de refugio donde poder ocultarse en caso de peligro. Y eso ocurrió el 6 de julio de 1942. La familia completa se ocultó en el fondo: Otto, su esposa Edith y sus hijas, Margot y Ana, disimulando la entrada mediante una biblioteca. Una semana más tarde se unieron a ellos los esposos Van Pels y su hijo y en noviembre un amigo de la familia, Fritz Pfeffer.
Las ocho personas convivieron encerrados en la casa, ayudados por unos pocos amigos que conocían el refugio y que les proporcionaban sustento, hasta que fueron delatados -nunca se supo exactamente por quién- y deportados el 4 de agosto de 1944.Desde que comenzó el encierro, la pequeña Ana que sólo contaba con 14 años, escribió en un cuaderno a modo de diario personal sus vivencias en este ámbito, sus relaciones con las otras personas, sus emociones y sus diferentes estados anímicos, propios de su paso a la adolescencia. En sus escritos habla de su intención de convertirse en escritora y publicar su diario una vez la guerra finalizada.Ana no sobrevivió a los horrores de los campos de deportados; al igual que su hermana Margot, falleció de fiebre tifoidea en Bergen-Belsen, se cree que poco tiempo antes de que los aliados liberaran el campo. De los ocupantes de la casa, sólo Otto Frank regresó y fue quien decidió publicar el diario de su hija, tal como había sido su deseo.Cuando Otto regresó, fue recibido calurosamente por sus amigos y protectores y la casa era aún sede de la empresa, pero estaba muy mal conservada y a punto de ser demolida junto a otras casas del entorno. Otto Frank luchó activamente para que fuera preservada, lo que consiguió con la presión y el apoyo de la opinión pública y fondos cedidos por el alcalde de Amsterdam para restaurarla. El 3 de mayo de 1960 se inauguró el museo Casa de Ana Frank, con la intención de modernizar la "casa de adelante" para convertirla en un centro internacional de jóvenes y mantener la "casa de atrás" como museo.La popularidad alcanzada por la publicación del diario de Ana Frank hizo que gran cantidad de visitantes llegaran al museo, que debió cerrar un par de veces para mantenimiento y ampliaciones. Actualmente recibe alrededor de un millón de visitantes al año, que se muestran especialmente conmovidos al visitar la "casa de atrás", donde aún se conservan fotos y afiches que Ana pegara en las paredes, unas rayas que Otto iba haciendo en la pared para marcar el crecimiento de sus hijas, un mapa de Normandía donde Otto señalaba el avance de los aliados y, por supuesto, los facsímiles del diario de Ana, compuesto en realidad por varios cuadernos y muchas hojas sueltas. También se exhiben en el museo gran cantidad de objetos personales de la familia Frank y los demás compañeros de refugio, así como material relacionado a la publicación del diario, su adaptación teatral y cinematográfica, cartas de lectores, etc.

PROPUESTA PARA REALIZAR EN EQUIPO:

Elabora un Mural sobre la vida de Ana Frank y las circunstancias que llevaron a su familia a tener que esconderse en la “casa de atrás”. Usa fotos, dibujos, noticias de prensa y material de Internet. Puedes hacerlo en equipo. Los trabajos pueden exponerse en el centro con motivo de la SEMANA DE LA PAZ, última semana de Enero.


[1] Este es el nombre que Ana Frank da a su diario
[2] Policía secreta alemana
[3] Embarazadas
[4] A los judíos se les rapaba el pelo
[5] Miep y Elli son las niñas que guardaron el Diario

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Realiza tu comentario dentro del respeto y la corrección.